Un grupo de ciclistas trasplantados se pone en marcha para promover la actividad física

Un equipo ciclista integrado por personas trasplantadas saldrá mañana desde Madrid para llegar a Málaga el próximo 22 de junio. Una iniciativa deportiva impulsada por la Federación de los Juegos Mundiales de Deportistas Trasplantados (WTGF) dentro de su programa Fit For Life!, que en colaboración con Astellas Pharma, persigue sensibilizar a las personas trasplantadas y a la opinión pública en general sobre la importancia de llevar a cabo un estilo de vida saludable.

En palabras de Chris Thomas, presidente de la Federación de los Juegos Mundiales de Deportistas Trasplantados e integrante del equipo, “nuestra federación está comprometida a animar a las personas trasplantadas a ser más activas y hacerlo de forma continuada, porque las investigaciones demuestran que una buena forma física tiene un papel esencial en el mantenimiento del bienestar a largo plazo en las personas que viven con un órgano trasplantado”.

Fit for Life!: compromiso y ejemplo
Esta marcha ciclista se enmarca dentro del programa mundial Fit for Life!, de la Federación de los Juegos Mundiales de Deportistas Trasplantados, cuya finalidad es ayudar a que personas trasplantadas vivan vidas plenas y activas mediante el ejercicio físico continuado y la participación en deportes organizados. Y para Chris Thomas, “Fit for Life! es un pensamiento que todos, y especialmente las personas que han recibido un trasplante, deberíamos hacer nuestro”.

Como explica, “nuestra iniciativa “Fit for Life! alienta no sólo a los receptores de trasplante, sino a personas de todo el mundo a pensar sobre la importancia de la actividad física y de mantenerse activos. Nosotros tenemos embajadores de Fit for Life! que han recibido un trasplante de corazón, pulmones, hígado o riñón. Y si ellos pueden mantenerse activos también el resto de la población. Como es mi caso, no he recibido un trasplante pero considero fundamental practicar deporte para tener una vida saludable”.

Para lograrlo, se ha reunido a un grupo de personas de diferentes países del mundo que viven con un trasplante y que se han mantenido en forma y activos en su vida después del mismo. Son los “embajadores” del Fit for Life! y su misión es inspirar a otras personas trasplantadas, hablando sobre su experiencia de mantenerse activos y en buena forma física. Además, participan en programas deportivos y animan a otras personas a asistir a los Juegos de trasplantados.

El embajador español de este programa internacional, además de triatleta, es Francisco Sanz, quien explica que “es muy común volverse sedentario una vez que se abandona el hospital, creemos que estamos curados, que no hay nada más que hacer. Pero por suerte, disponemos de la mejor herramienta para superar todas las fases a las que nos enfrentamos las personas con un órgano trasplantado, reducir los tratamientos médicos y alargar la longevidad del injerto; la actividad física”.

Al mismo tiempo, y no menos importante, añade Francisco, “esta es la mejor manera de demostrar a la sociedad la ayuda que nos ha prestado y la importancia de la donación. Y una iniciativa como esta marcha ciclista es un buen ejemplo para demostrar que una persona trasplantada puede ser capaz de tener una vida plena”.

La marcha, de seis etapas, transcurrirá entre Madrid y Málaga pasando por las ciudades de Toledo, Ciudad Real, Fuencaliente, Córdoba, Antequera y Málaga, en algunas de las cuales visitarán las unidades de trasplante de sus hospitales, como el Reina Sofía de Córdoba o el Carlos Haya de Málaga. A esta ciudad se llegará el 22 de junio y tres días más tarde, el 25 de junio, comenzarán los XXI Juegos Mundiales de Deportistas Trasplantados que finalizarán el 2 de julio en la ciudad andaluza.

España es líder mundial en donación y trasplante por veinticinco año consecutivo, según los últimos datos de la Organización Nacional de Trasplantes (ONT): 43,4 donantes por millón de habitantes (un total de 2.018 donantes) y 4.818 trasplantes. En total, el año pasado se realizaron 2.994 trasplantes renales, 1.159 hepáticos, 281 cardíacos, 307 pulmonares, 73 de páncreas y cuatro intestinales.

Deporte y trasplante es posible
Someterse a un trasplante y volver a hacer deporte poco después no sólo es compatible sino también aconsejable, tanto para la salud física como emocional. Tanto es así que se puede llegar incluso a ser un deportista de élite. Y lo sabe bien Mateo Ruiz, presidente de la Asociación Deporte y Trasplante España y entrenador de balonmano, quien asegura que, “detrás de un trasplante hay vida, vida de calidad. Y que mejor que el deporte para hacer ver todo lo bueno que tiene la donación y los resultados positivos que conlleva”.

Porque un estilo de vida saludable es especialmente importante después de un trasplante de órgano, ya que los hábitos de vida incorrectos pueden aumentar el riesgo de rechazo1. Aunque siempre hay que seguir el consejo médico y mantener los controles en el hospital.

En cualquier caso, como recuerda José López, integrante del equipo ciclista, presidente del Club Deportivo Trasplante Andaluz y vicepresidente de la Asociación Deporte y Trasplante España, “ejercicios tan básicos como caminar treinta minutos al día o subir escaleras al ritmo que cada uno se marque están al alcance de todos y puede ser un buen comienzo para activar el cuerpo”.

Ambos representantes de la Asociación Deporte y Trasplante España coinciden en que, “cuando a una persona le informan de que necesita un trasplante se le cae el mundo encima. Nosotros como amantes del deporte queremos lanzar un mensaje de calma y esperanza y ser un ejemplo para todas las personas que necesitan una referencia”.

FUENTE: http://www.biciciclismo.com/es/un-grupo-de-ciclistas-trasplantados-se-pone-en-marcha-para-promover-la-actividad-fisica-17-06-2017?loc=

Carnet de Donante ¡Solicítalo ya!

Facebook

Instagram

You Tube

Ver vídeos

Twitter