La ONT revisará sus protocolos tras el primer trasplante ‘prohibido’ por Covid realizado en la Región

La Arrixaca es el único hospital de España que ha logrado implantar un órgano cuyo donante presentaba una PCR positiva en coronavirus

La vida siempre gana. La Organización Nacional de Trasplantes (ONT) revisará en los próximos días los protocolos relativos a la donación de órganos procedentes de pacientes con una PCR positiva en Covid-19. Los responsables de la organización se han visto obligados a flexibilizar los manuales elaborados para hacer frente a la pandemia tras haber autorizado de forma excepcional al Hospital Virgen de La Arrixaca a realizar por primera vez en España el primer trasplante de corazón de un donante que presentaba una PCR positiva, tal y como adelantó en exclusiva LA VERDAD este domingo. Aunque el donante había superado la enfermedad e incluso había desarrollado anticuerpos, esta operación estaba totalmente «prohibida» por los protocolos del Ministerio, según recuerda el coordinador médico de trasplantes de La Arrixaca, Mario Royo-Villanova. Hasta ahora.

Fue precisamente este facultativo -solo uno de los integrantes del equipo de médicos que ha participado en la pionera intervención-, quien insistió durante horas a la ONT a finales de diciembre para sortear el estricto protocolo y aprovechar el corazón de un donante «joven y compatible para poder salvar una vida más. Porque «el beneficio de la operación era mucho mayor que el riesgo de contagio», explica. Hasta que al final consiguió hablar directamente con la directora general de la organización, Beatriz Domínguez-Gil. Fue ella quien dio el visto bueno a la intervención en La Arrixaca de forma personal. 

Los médicos y también la máxima responsable de la ONT primaron el riesgo extremo que corría la vida de Esther Mondéjar, la paciente de Molina de Segura de 45 años que terminó recibiendo ese órgano fuerte y sano y que ha abierto la puerta a salvar más vidas a pesar de la pandemia. La grave miocardiopatía que sufría esta madre de una niña de 10 años ya le había puesto contra la espada y la pared, apenas «sin fuerzas», explica la propia paciente. El corazón «ha encajado perfectamente», según relata ella misma desde la habitación del hospital donde continúa dando pasos firmes hacia su recuperación. Todas las pruebas diagnósticas practicadas para atajar un posible contagio por coronavirus han dado negativo y la paciente sonríe como nunca, lo que confirma la convicción inicial del equipo médico de La Arrixaca. La misma que tiene Esther Mondéjar, que ahora solo piensa en «vivir, vivir y vivir».

«Hemos demostrado que se puede aprovechar un corazón de este tipo, que tenemos que adaptarnos», ilustra Ricardo Robles

«Ha venido para quedarse»

Los médicos que siguen vigilando la evolución de este caso, único hasta ahora en España, ponen el foco en que «la Covid-19 ha venido para quedarse, no es una infección que vayamos a erradicar mañana. Tenemos que ir aprendiendo y adaptándonos, porque la mayoría de los pacientes habrán pasado la enfermedad en algún momento, y hemos visto que los donantes que han pasado el Covid pueden tener órganos sanos y totalmente válidos para ser trasplantados en situaciones de urgencia y a pacientes que por lo general presentan condiciones de salud muy precarias», reflexiona el Coordinador Regional de Trasplantes de la Comunidad, Ricardo Robles. «Ha quedado demostrado que estos órganos se pueden aprovechar y que hay que adaptar los protocolos, algo que abordaremos en los próximos días», resume Robles, quien traslada las «felicitaciones» que ha recibido La Arrixaca por parte de los responsables de la ONT.

FUENTE: https://www.laverdad.es/murcia/revisara-protocolos-tras-20210126202643-nt.html

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

Compartir
Sé un héroe, ayuda a salvar vidas Quiero ser donante de órganos y tejidos